Home, Mamáaaaa!, Ser
Comment 1

Catando abrazos

Entrar en librerías es algo que disfruto tanto que intento moderar. Con los años descubrí algo muy simple y es que no sé entrar “solo a mirar”. No me controlo y temo que una entrada distraída pueda llevarme a la bancarrota sin darme cuenta.

En uno de esos paseos literarios que me permito de vez en cuando (por suerte, por mi profesión, la mayoría de los libros me los mandan de regalo), me llevé tres libros que fui a buscar y otro chiquitito que se coló mientras esperaba apoyada en la mesada de la caja (un marketing que funciona al 1000% conmigo; en estos asuntos, me asumo débil). Cuando el señor hacía la cuenta, me puse a hojear el  “Abrazitos” (si, con Z). Y me lo tuve que llevar. Me pareció lindo tenerlo en una de esas mesas bajas de casa, a la vista de las visitas. Para ese fin me gustan los libros de textos cortos, esos que son para vichar mientras el dueño de casa va a la cocina a preparar el café. Livianos y profundos a la vez. Con palabras que luego retumban por días.

Me llamó la atención el nombre y al abrirlo me hizo sentido. Tenía que ser mío (no es que quiera justificar una compra compulsiva, pero ya verán que era para mí y sobre todo, para mis hijas). En mi casa de origen, el abrazo no era cosa de todos los días. Había, por supuesto, pero reservados a ocasiones o felicitaciones especiales. El tiempo y la adultez los fueron sacando de circulación de mi vida y tras algunos dolorcitos de esos que afectan de verdad, recibí un par de abrazos que me hicieron caer en su verdadero valor. Creo que fue por eso que en el último tiempo me volví fan. Lo asumo: SOY CATADORA DE ABRAZOS. Me gusta abrazar a la gente –que quiero, claro- porque enseguida la siento. Con los abrazos descubro humores, amores, dolores, todo en un abrir y cerrar de brazos. Y también me descubro yo en ese contacto. Los abrazos revelan y develan (algunos también desvelan), porque al eliminar la distancia entre personas, no dan lugar a la mentira. Los abrazos te desprenden del ego. Hay verdad en los abrazos.

El “Abrazitos” tiene algo de eso. Con textos cortos y con algunas ilustraciones más o menos simbólicas habla de los abrazos “que aceleran el corazón”, de esos que “se sienten a pesar de la distancia”, de “los que generan hormiguitas en el pecho”, los que “te hacen volar al cielo”, “los que unen principios… y finales”. Y habla de varios más. También hay abrazos que dan frío. Hay miles. Pónganse a pensar. Personalmente los que más me gustan son esos que dicen mucho más de lo que podrían decir las palabras. Esos son eternos; porque hacen que el tiempo se vuelva relativo.

Pero no compré el libro por lo que dice ni por las ilustraciones. Lo llevé por lo que le falta. Al final tiene hojas en blanco para escribir y dibujar tipos de abrazos. Fue por eso que en casa, el “Abrazitos” se trasformó en juego con mis hijas. Con Alfo (de 6 años) ya inventamos dos que ejercitamos casi a diario. Tenemos el “abrazo de sillón” que es el elegido cuando miramos dibujitos y está el mejor de todos, para lo cual hay que apretarse fuerte: el abrazo “de corazón a corazón”. Infalible para bajar ansiedades –de ella y mías-.

Abrazar es terapéutico. Aumenta la oxitocina, la dopamina y la serotonina. Es un regulador natural del cuerpo; genera bienestar. Pero más allá de lo científico –que hay estudios y muchos al respecto-, los efectos positivos de los abrazos son fácilmente testeables. Todos sabemos que los buenos abrazos devuelven un poco a casa.

Por C.Anastasiadis

Un abrazo para cada bebé

Gracias a la alianza entre Unicef y Kiamberly-Clark a través de Huggies, el programa “Un abrazo para cada bebé” apoyará durante los próximos 3 años los Programas de UNICEF sobre Desarrollo de la Primera Infancia (ECD) con una contribución de U$S 7.2 millones para todo América Latina.

En nuestro país de verán beneficiados 42.000 niños.

 

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s