Ser
Dejar un comentario

#ChauCaraCansada

A veces nos cuesta hacernos unos minutos para nosotras. Nos bañamos con la puerta abierta o la dejamos entornada cuando necesitamos pasar por el baño, no sea cosa que el nene necesite algo. Por supuesto que siempre abre y se instala, para entretenernos mientras nos estamos bañando. Y está buenísimo ser una mamá disponible, pero cada tanto, nos hace bien un tiempito off.

En vísperas del Día de la Mujer (sí, ¡¡acordate que sos mujer además que mamá!!!), en Mamás Reales les presentamos un post de la maquilladora Betina Gersberg, pensado especialmente para mamás con cara-de-poco-sueño. Además te contamos de un taller que dará junto con Debbie Goldfarb -experta en imagen personal- el próximo jueves 17, 18 hs. en el Hotel Regency Gold (Punta Carretas). Será una tarde especial para las mujeres, en la cual el humor estará presente de la mano de la actriz, madre y locutora Florencia Infante.

MujerReal Invitada: Betina Gersberg

Antes de decirme que no tenés tiempo para vos, leé estos tips para dar un toque de frescura a tu cara de no estaría durmiendo últimamente y lucí como la mamá real que sos pero más espléndida.

Piel limpia e hidratada

De ahora en más vas a aprovechar esos pocos minutos de libertad que encontrás cuando tomas un baño para incluir la rutina de limpieza de la cara. Mientras dejás actuar el acondicionador aprovechá a limpiarte el rostro con un gel, mousse o producto de limpieza acorde a tu tipo de piel. Recomendación: no uses el agua muy caliente. Al salir de la ducha aplicate un tónico sin alcohol, para barrer residuos del limpiador, y luego utilizá un hidratante o humectante, de acuerdo a tu tipo de piel.

Iluminar el rostro

Elegí una base de maquillaje o, como alternativa, un hidratante con color (conocido hoy como BB cream) que al esparcirlo en el rostro se funda con el color de tu piel.

  • ¿Cómo aplicarla? Con una esponja de maquillaje, esparcí el producto por todo el rostro cuidando que quede bien difuminado. No lo apliques ni en ojos (párpado superior e inferior) ni en labios. Cuanto mejor es el producto menos cantidad necesitas para que el rostro quede bien cubierto.

Ahora que tenés la piel homogénea, acudiremos al aliado salvador: el antiojeras. Elegí uno o dos tonos más claros que la base. ¡Ojo! Si es muy distinto generarás un efecto “oso panda” contrario al deseado. En ojeras muy marcadas, utilizá un corrector beige-anaranjado. En caso de tener bolsas, optá por un corrector beige neutro, similar al tono de la base.

  • ¿Cómo aplicarla? Topicando, es decir dando golpecitos, y no arrastrando el producto así cuidamos la piel del párpado inferior –que junto con la del mentón son las más delicadas del rostro–. Es importante que el corrector cubra el espacio de piel que está justo debajo de las pestañas inferiores, zona que suele irritarse cuando estamos cansadas.

Ahora aplicá una sombra champagne, durazno o rosa suave en el párpado superior y abrí el ojo con una máscara de pestañas efecto alargador.

Para dar más frescura al rostro, podés utilizar brillos labiales beige o con color, o directamente labiales de color intenso en rosa, fucsia, coral o rojizo.

Ya estamos terminando… Utilizá un rubor coral, rosa o durazno debajo de los pómulos o en “la manzanita” y esfumalo en dirección a las orejas.

Toque final

¡Lo lograste! Renovada en 10 minutos. Como toque final, elegí caravanas que den luz a tu rostro… Plateadas o doradas, infalibles.

Betina Gersberg. BMAKEUP Maquillaje profesional ::  Cursos de Automaquillaje.  http://www.bmakeup.com.uy

BETO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s