All posts tagged: vida

La vecina

Cuando me mudé al apto en donde vivimos desde hace un año, pasé semanas sin sillón, sin tele, sin mesa. En pleno cambio de vida, de casa nueva y vida nueva, quise tomarme el tiempo (que tampoco fue mucho, pero no fue ansioso) para decidir qué muebles quería que me acompañaran a vivir.  Al estilo Marie Kondo, quería que todo lo que estuviera en ese nuevo metraje -chico, por cierto- me diera felicidad. El sillón llegó a las pocas semanas, la tele muchísimo después, y antes que la mesa llegó una preciosa biblioteca. Sinceramente no sé si porque fue de lo primero que tuve o de lo poco que hay para mirar, pero cada persona que me visita desde entonces, repara en ella. Es de esas tipo escalera, recostada contra una pared, de un color que no es blanco y tampoco es gris. Como usada, pero nueva. Cansada de tanto libro, eso sí. Me gusta estar en casa. Logré ese propósito. Hay mucha luz y la vista despejada me da el aire que necesito para …

Una Mamá en tiempos de coronavirus

Me lavo las manos, desinfecto el teclado y con un alcohol en gel al lado del mate escribo este post. Esta vez no pongo música. Con mis hijas sin colegio, en una casa pequeña, ruido más ruido solo aumenta el caos. “Mamá, en los campamentos, ¿dónde se baña la gente y dónde hace pis?”, pregunta Alfonsina (de 6 años), totalmente desnorteada ante tanto cambio, pensando escenarios posibles a un tipo de vida que ella, por su corta edad, jamás da por sentada. No entiende mucho. Hasta ayer “la vida” era ir a clase 8 horas, club un par de veces a la semana, parque y amigos. Hoy la vida diaria es en casa, no sabemos hasta cuándo y ningún berrinche cambiará la situación. Ni suyo ni mío. Así que acepta, con la sabiduría de quien no hace juicios sobre lo mejor o peor –porque tampoco depende de ella decidir otro escenario-, porque vive en el ahora y ahora mismo puede respirar, jugar, comer y estar con su hermana y sus papás. Ni siquiera pediría más. …

Enric Corbera: “la adquisición de un estado de salud óptimo en el bebé incluye, inevitablemente, una gestión emocional equilibrada de su madre”

Este año estuvo en Uruguay Enric Corbera, un español que se define como inconformista, buscador, estudioso, pensador, maestro y alumno al mismo tiempo. Es ingeniero técnico industrial y trabajó en ello hasta los 33 años que decidió largar el trabajo, separarse de su pareja y empezar a investigar sobre cuestiones más existenciales. Estudió Naturopatía, Sofrología, a los 44 empezó la carrera de Psicología y se especializó en BioNeuroEmoción. Sus videos en youtube tienen millones de visitas y las charlas que realiza por el mundo se agotan. Algo tiene su discurso que atrapa a miles y altera a muchos tantos también. Lo contactamos pos visita para que nos diera su visión sobre algunas cuestiones inherentes a sus estudios, vinculadas a los partos, la maternidad y la infancia. Aquí, parte de nuestro intercambio… ¿Cuánto influye en nuestra vida adulta, la manera en que fue nuestro parto? El ambiente emocional que existe antes de concebir al hijo/a y durante el embarazo ejerce una influencia importante con respecto al carácter, comportamiento, actitudes y tipo de relaciones interpersonales del bebé …

Entrenando la PA-CIEN-CIA

Hace algo más de tres años que vengo entrando duro para paliar una carencia de nacimiento que la maternidad me reventó en la cara: me falta paciencia. Con un hijo, la vida te la sirve en una bandeja, sin otra opción de menú. O la tomás o estás frita, y más vale que la entrenes. Mi hermana de la vida, me advirtió siempre que la falta de paciencia era un temita para mí: “ay negri, tenés que ser paciente”. Lo dijo una y otra vez durante toda nuestra vida. Para ella era fácil, porque nació en una familia de siete hermanos y, digamos que entre que quería una cosa, la pedía y se gestionaba, podían pasar semanas. En casa, familia de tres hijos, la cuestión era bastante más expeditiva. Digamos que la espera, no fue nunca bien valuada en la familia Anastasiadis y Alfonsina llegó para  mostrarme que era hora de entrenarla porque sin ese atributo, nuestro camino juntas iba a ser difícil. Una tarde, mientras estaba trabajando, noté mi ceño fruncido. Molesta recordé que …

Las maravillas de la vida

Pablo volvió de pasear a Jacinto con Alfonsina, nuestra nena de 3 años. Ese sábado de noche estábamos en la Floresta, un lugar que fue escenario de inmensos veranos de mi infancia y adolescencia. Un balneario al que he vuelto siempre, y esta vez me di cuenta que lo venía revisitando distraída. Volvieron de caminar por la rambla, que de noche luce perfecta para quienes les gusta admirar la naturaleza así como viene, sin tanto filtro. “Pasamos increíble”, me dijo él apenas volvió;  y agregó: “escuchamos el ruido del mar”. Aclaro que el mar no siempre se ve en la noche de la Floresta, aunque algunas veces en verano, lo deschava una luna gigante que parece salir de la chimenea de una casa de Costa Azul –balneario vecino-. La emoción del papá en su comentario me llevó de inmediato a eternas noches de conversación en esa misma rambla, con amigas, cuando tenía 12 o 13 años. “¡Woow!” pensé. Sentí un dejavu de inmediato junto con ese comentario. Y caí en que con los hijos, y los …