Mamáaaaa!
Comments 3

¡Socorro, vivo con Chucky!

Mi hija ya no es la niña santa que dormía plácidamente unas 18 horas por día y me miraba las otras 6 con ojos de “mamá te admiro y te amo” mientras la tenía en su sillita mecedora al lado. En ese entonces, esta madre podía trabajar, merendar, SE PODÍA BAÑAR tranquila o incluso ir al baño con la puerta cerrada. En esa época el sonido típico de mi casa era un silencio de sueño o alguna musiquita de bebé que a veces añoro. En ese entonces también,  me enojaban las mamás quejosas de sus niños, que decían que desde que eran mamás, no tenían tiempo para nada y mucho menos, un minuto de paz. Ya no me enojan; las entiendo, aunque a veces pienso que me cambiaron a mi pequeña bella durmiente por una adorable diablita.

Sobre el año y medio, o tal vez pisando los dos años, los niños cambian. Mamás y papás reales que estén leyendo esto con un pequeño pitufo en brazos, sepan que no hay ninguno que en su paso hacia hacerse “niño/a” no se convierta aunque sea por un ratito en un pequeño rebelde.

La rebeldía se puede manifestar de distintas formas. Algunos quieren caminar solos por la calle sin dar la mano a un adulto, otros quieren “comer” solos (aunque eso implique que come mucho el perro y nada el niño), otros quieren correr en el supermercado como ratoncitos hurgadores de todo aquello que les llame la atención (que termina en el carro, obvio), otros simplemente usan la palabra NO como caballito de batalla para …TO-DO.

Y es en esa etapa del NO que se dan situaciones del estilo… “Alfonsina, vamos a comer?” Nooouuu”. “Alfo, ¿vamos al agua pato que nos encanta? Noooooo” –mientras corre exactamente para el lado contrario al baño a pura carcajada, porque en el fondo es una diablita simpática. “Alfonsita, ¡es la hora de dormir!. Nuuuuuu” –y a continuación te canta las canciones que sabe y hasta las que no, hace las monerías que aprendió el día anterior y va llamando de a uno a cada miembro de la familia o persona allegada: Pepe (Juampe), ShiShi (Ceci), Abú, Abé, Papú (abuelo), Fede (tío), Into (el perro: Jacinto) y mucho más. El show termina cuando se cae redonda de sueño, luego de su última descarga energética –energía que, por supuesto, fue a parar al cuerpo agotado del papá/mamá o persona que la esté haciendo dormir-.

Mamás y papás reales que estén leyendo esto y se sientan un poco identificados, les cuento que esta etapa del “NO” es buenísima. ¿Por qué? Porque el niño, luego de escuchar taaaantas veces esa palabra de boca nuestra (no toques, no tires, no agarres, no te subas), ahora se la apropia y se da cuenta que cuando la usa, es un poquito más independiente y que sus acciones tienen consecuencias. A costa de tanto uso del “no”, nuestro hijo crece.

En esta misma etapa del NO, ni los papás con más suerte se salvan de los berrinches -pataletas, rabietas o como quieran llamarlas-. Padres: esto es parte del paquete que viene con el niño, y no queda más que, saberla llevar.

berrinche 2

Los psiquiatras y psicólogos que han estudiado la etapa de los berrinches, explican algunas cosas que tal vez sean de ayuda para aprender a llevarla mejor:

  • Los berrinches son una excelente oportunidad para desarrollar las habilidades de NEGOCIACIÓN en el niño. De los papás dependerá si podrán sacar al niño de su postura del “no” a través de buenas palabras y formas que lo hagan ver que él quiere una cosa, mamá quiere otra, y que hay una manera intermedia en que ambas partes pueden obtener lo que quieren sin que nadie pierda.
  • Las rabietas se dan en parte porque los niños no pueden verbalizar lo que les pasa, entonces se frustran y gritan, patalean, lloran. Lo bueno es que si los estimulamos a hablar y a expresarse, a medida que van incorporando palabras, esta etapa queda atrás.
  • Es importante que no cedamos ante las pataletas para que el niño no entienda que pataleando o llorando va a obtener lo que quiere. Si por cansancio, cedemos, a la larga estaremos en el horno.
  • Igual de importante es saber que un show sin público no es show, entonces si los dejamos solos patalear en su cuarto, el malestar pasará y luego será un mejor momento para hablar. Advertencia: no olvidar sacar cualquier elemento “peligroso” del alcance del niño si lo dejamos solo en el dormitorio. En esos momentos de descontrol, se puede lastimar.
  • Si cuando el niño ya habla y se expresa, las pataletas persisten, no está de más contactar al médico. Pueden ser síntoma de algún otro problema.
  • Y por último, ALEGRÍA, por más que no nos enorgullezca pasar por un berrinche justo en el medio del supermercado, el berrinche es síntoma de que nuestro niño está creciendo.

Por Carolina Anastasiadis

3 Comments

  1. Florencia Maissonave says

    Mi hija tiene 2 anos y 4 meses y se convirtio en una chucky alegre tb. Me siento totalmente identificada contigo Carolina. Hay veces q no se donde meterme cuando le da el berrinche en el super y todos te miran pensando quien es la madre d esa nina jaja. Tb esta en la etapa del NO. Y me rei mucho con la parte en q nombra a toda la familia, Agustina hace exactamente lo mismo antes d dormirse y tb durante el dia. Felicitaciones x tus articulos me gustan mucho!!! Y me siento varias veces identificada y con suerte d no ser la unica madre pasando x esta etapa.

    Me gusta

  2. Lorena says

    Hola!! Me sentí muy identificada con el articulo Mi bebe de 2 años se llama Aparicio y es bastante chuky y en este momento estamos pasando por la etapa del no y de los berrinches Se nos hace muy difícil conciliar pero estoy implementando la sillita de pensar. A la hora de dormir hace de todo en la cuna hasta la desarma es decir retira las sabanas cantando hasta que se duerme Felicitaciones por los artículos!! Saludos

    Me gusta

  3. Betty says

    Buenas!! Mi santita como le llamaba, tiene 17 meses y ya esta en esa etapa. Los berrinches son cortosy cuando se da cuenta que nadie la esta mirando se le pasa, el problema es cuando tira las cosas al piso (controles remotos, celulares, juguetes, lo que tiene a mano) se me hace cuesta arriba enseñerle que no lo debe hacer. Se rie de todo y es como si nada funciona, lentamente estamos trabajando para mejorar, ella es muy buena y eso me da fe de que vamos a mejorar. Gracias por todo su trabajo del cual son fans y no me lo pierdo en buen dia uruguay. Nuevamente gracias !!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s