Home, Mamáaaaa!
Dejar un comentario

El justo medio entre tecnología y realidad

Estuve peleada con la tecnología. Toda la vida. Por inquieta o por movediza, desde niña siempre fue un mejor plan para mí estar en lugares con espacio para correr o jugar a la pelota… fútbol, tenis, volley, lo que fuera. Necesité siempre ponerle el cuerpo a la experiencia, porque estar con una consola o pantalla enfrente lo sentía poca cosa.

Mi relación con las pantallas cambió de a poco, seguramente por eso de que cuando estamos más grandes nuestro cuerpo no necesita tanto moverse para crecer, pero también porque, claro está, la tecnología se transformó primero en una herramienta fundamental para estudiar, y para trabajar después. Pero tuvo un lugar muy restringido por años. Lo que sucedió con el celular es que desató a ese león que tenía enjaulado, y en esta pandemia salió disparado, desbocado, determinado a comerse la cancha. Hoy, por momentos, siento que me fui al otro extremo. Lo cuento en este momento –sábado 4 pm-, mientras escribo este texto en las notas de mi Android, que abrí con rapidez al notar que se me podía escapar una idea si la dejaba dormir hasta el lunes. Me cuesta encontrar una posición sensata con el tema; un punto que me quede cómodo, que me deje tranquila. Porque si hay algo bueno y realmente práctico que tiene la tecnología hoy para las mujeres-madres-trabajadoras es eso de que está literalmente a la mano y que una puede resolver gran parte del trabajo sentada en el living y con pantuflas; sin computadora. La cara oscura del asunto es que estoy “conectada” todo el día, que ya no corre el horario de oficina.

En tiempos de pandemia esta nueva modalidad laboral tuvo su máxima expresión. Con niñas en casa, el celular se convirtió en mi oficina porque prender la compu implicaba tener a la chiquita aúpa casi en automático, o a la grande pidiéndome por favor un ratito de compu para hacer algún ejercicio de informática que la apasiona. La compu fue además quien nos presentó a un nuevo amigo de esta nueva normalidad: el zoom.

Hoy tengo sentimientos encontrados. Siempre fui a favor de la realidad, de aprender observando las cosas, la naturaleza, al modo Da Vinci, enchastrándome las manos, poniéndole el cuerpo a la vida, cayéndome, rompiéndome, levantándome, entendiendo. Pero en tiempos de confinamiento, con una realidad reducida en metraje, la tecnología pasó a darnos alas y oxígeno, así de paradójico. Y descubrí algo no menor (que fue lo que me llevó a abrir el block de notas del celular hace unos minutos).

La tecnología no es más que otro objeto de deseo. Y tuvimos muchos a lo largo de nuestra corta historia evolutiva. Sin ir tan lejos, quién no pasó por eso de tener solo un litro de Coca Cola para compartir entre toooda la familia en la mesa del domingo. Hoy andamos con la botellita de 600 como si fuera un elemento de primera necesidad. No consumo Coca pero sí helado o chocolate a rolete. En mi casa de origen, ambos postres siempre fueron excepciones de fin de semana, de festejo, de reunión –como la Coca para muchos-. Pero hoy son elementos que tengo en la heladera de lunes a lunes. El tema es, en definitiva, el de siempre: la consciencia.

No importa tanto tener la Coca, el helado, el chocolate o la tecnología ahí disponible 24/7. Lo más importante –y difícil- pasa por domar al salvaje interior que tenemos adentro, regularnos y regular el consumo. No es buena, no es mala, si la usamos de buena manera. El tema es, hay que alternar una gelatina, una fruta entre tanto chocolate y helado; y también vale la plaza, el parque, el enchastre, las caídas, los golpes, la realidad vista sin mediación de pantalla. Ya lo dijo Aristóteles mucho antes de que existiera el helado: la felicidad está en el justo medio. Y aplica a todo.

PD: agrego igual que los abrazos, son mejores los REALES. Ahí marchaste emoji.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s